Swipe to the right

Aprender a hacer análisis sintácticos en 4 pasos

Aprender a hacer análisis sintácticos en 4 pasos
9 de noviembre de 2021

Por qué aprender y enseñar el análisis sintáctico.

Para la comunicación, ya sea hablada o escrita, es necesario crear estructuras con sentido tolerable para los posibles receptores.

En el proceso de desarrollo del lenguaje, cuando el niño aprende de manera natural la lengua, adquiere las bases de la sintaxis de su idioma nativo, de este modo las estructuras sintácticas se ponen en marcha de manera inconsciente a la hora de entablar una conversación.

Cuando se realiza el análisis sintáctico de las oraciones, se hace consciente esta estructura y se hace posible un razonamiento más complejo y completo del lenguaje, impulsando así el uso del mismo. Por todo esto es tan importante, la realización de los análisis sintácticos de oraciones, ya que va a permitir mejorar notablemente la expresión del sujeto.

Los análisis sintácticos, son muy importantes, pero no siempre resultan una tarea sencilla para los niños y niñas.

Cómo enseñar a los niños/as a hacer un análisis sintáctico

  • 1.Para qué la sintaxis.

El análisis sintáctico puede ser complicado para muchos niños y niñas, ya que se trata de un complejo conjunto de estructuras y combinaciones. No obstante, estas estructuras son empleadas de manera natural en las conversaciones habituales, pudiendo aprovechar esta utilidad y sentido para potenciar el aprendizaje.

Para empezar el aprendizaje, es aconsejable iniciar el mismo por una explicación de la utilidad y la necesidad de la sintaxis, ayudándoles a comprender que es algo que empleamos todos de manera natural.

Para ello se pueden usar algunos ejemplos del tipo:

Veamos porque el orden de las palabras en la frase nos ayuda a comprender la misma:

Si cogemos como ejemplo una frase normal como “El niño tiene un coche rojo”, podemos explicar a los niños a través de cambios en la estructura sintáctica de la oración. Si decimos “El niño coche rojo un tiene”, podemos entender la frase, pero nos suena raro, en cambio si decimos “Tiene niño el coche rojo un” la frase no tendría ningún sentido.

Podemos usar algunos ejemplos y hacer algunas tareas como crear oraciones locas para que entiendan la utilidad de la sintaxis.

  • 2.Aprender sintaxis de manera natural.

Después podemos impulsar su aprendizaje, utilizando las mismas tareas del punto anterior, pidiéndoles que sean ellos mismos los que descubran la estructura de la oración. Dependiendo de la edad y del contenido curricular trabajado podemos ayudarles más o menos, por ejemplo, ofreciendo tarjetas con categorías sintácticas (sujeto-predicado-complemento), y con tipos de palabras (nombre-verbo-adjetivo-pronombre-determinante-adverbio-….) para que hagan combinaciones y averigüen por si mismos estructuras sintácticas simples.

  • 3. El análisis sintáctico.

A la hora de afrontar el análisis sintáctico, una vez comprendida la utilidad de la sintaxis y las estructuras sintácticas sencillas, se puede hacer sencillo con una secuencia de pasos. Ejemplo de secuencia de pasos:

1.Identificamos el verbo. Para ello buscamos la acción.

Ejemplo: El gato juega en el jardín.

2.Identificamos sujeto y predicado.

Sujeto. Preguntamos ¿Quién al verbo…?

Quien juega: El gato

El gato juega en el jardín.

Predicado lo que se dice del sujeto.

El gato juega en el jardín.

3.Analizamos el sujeto.

Núcleo del sujeto. El núcleo siempre es un nombre o pronombre, que puede llevar un determinante.

El gato =Núcleo

Complementos del sujeto.

Complemento del Nombre.

ADJETIVO. El gato blanco

SINTAGMA/GRUPO PREPOSICIONAL. El gato de Pablo.

Aposición, otro nombre complementando al nombre. El gato Matías.

4.Analizamos el predicado. …. Juega en el jardín.

- El núcleo es un verbo. El gato juega en el jardín.

- Predicado verbal o nominal.

Nominal: verbos ser, estar o parecer.

Verbal: los demás verbos.

Verbo jugar predicado verbal.

- Complementos del predicado.

Atributo. El gato es blanco

Complemento Directo. El gato come carne.

Complemento Indirecto. El gato maúlla a su madre.

Complementos circunstanciales.

1.Lugar. El gato juega en el jardín.

2.Tiempo. El gato juega por la tarde.

3.Modo. El gato juega muy bien a la pelota.

4.Instrumento. El gato juega con la pelota.

5.Compañía. El gato juega con el niño.

6.De causa. El gato juega por aburrimiento.

7.De finalidad. El gato juega para divertirse.

Complemento Agente. La carne es comida por el gato.

Complemento Predicativo. El gato juega contento.

--

Puedes darte de alta en nuestra newsletter para estar al día de todas las novedades y promociones: > Suscribirme <

También puedes seguirnos en Facebook, Instagram y Twitter.

Posted in: Lengua
¡Comparte!